El mayor espectáculo ecuestre del mundo

El legendario caballista, Pablo Hermoso de Mendoza expresa su satisfacción por volver a torear en Quito

El rejoneador español Pablo Hermoso de Mendoza encabeza los carteles de la Feria de Quito 2012, el famoso jinete actuará en el ruedo capitalino la noche del lunes tres de diciembre y al mediodía del jueves 6 en la corrida de cierre del ciclo taurino. El anuncio de la presentación del más importante rejoneador de la historia supone un importante soporte a las combinaciones de toros y toreros de los seis espectáculos que configuran la prestigiosa semana taurina quiteña.

Los aficionados a la fiesta de los toros como la prensa especializada concuerdan en señalar a Hermoso de Mendoza como al más destacado rejoneador de la historia, cima lograda, según el caballista, "como fruto de trabajo, dedicación y lucha para abrirse paso, forjar un nombre y consolidar su carrera durante 20 años para alcanzar lo más alto del escalafón taurino", lapso en el que revolucionó los conceptos fundamentales de la lidia ecuestre, recuperando el interés del público por el rejoneo y otorgándole nuevas categorías de arte y legitimidad.

En conversación exclusiva con Hoy el ya legendario caballista expresa su satisfacción por volver a torear en Quito, reconoce que ha alcanzado la madurez profesional, anticipa su confianza por la calidad del espectáculo que ofrecerá y comenta sobre la categoría de los caballos que exhibirá.

¿Cuáles son sus impresiones al volver a Quito?

Para mi volver a  una plaza de la jerarquía e importancia como la de Quito es una gran satisfacción, sobre todo porque lo hago en un momento óptimo de mi carrera, pues la experiencia y desarrollo técnico me permiten expresar de mejor forma mi tauromaquia. En años anteriores he enfocado mi calendario taurino casi exclusivamente a México y Europa y desde hace dos temporadas tenía mucha ilusión de hacer presentaciones en el resto de países de América, por fortuna hemos logrado diseñar una importante campaña americana y, por supuesto, Quito es una escala indispensable a la hora de hablar de la fiesta de los toros en esta parte del mundo.

¿Tras 20 años de torear a caballo en qué momento profesional se encuentra?

Vuelvo a Quito luego de trece años, así las cosas la afición ecuatoriana encontrará a un Pablo Hermoso de Mendoza dueño de una gran madurez profesional, pues, soy una persona con mucha más experiencia en lo personal y en los ruedos, esa nueva realidad te permite realizar las cosas con mayor serenidad y base técnica, que se manifiesta con la templanza con que ejecuto cada una de las suertes, como cabalgo en la arena, como el público siente lo que trato de expresar. Sin duda, Quito tendrá mi mejor versión pues, como tema de inmensa importancia es que llevo conmigo, en esta ocasión, a los mejores caballos de mi cuadra, es decir las mismas cabalgaduras con las que realizo mis presentaciones en Europa; monturas de primera categoría con las que he alcanzado un óptimo nivel de compenetración que me permite mostrar como concibo y entiendo el toreo a la jineta.

¿Cuéntenos que caballos toreros presentará en Quito?

Al analizar las condiciones de los caballos que exhibirá, se le ilumina la mirada y describe con detalle las capacidades de unos y otros.

Desplazaré a Quito lo mejor de mi cuadra, viajará una cuadra muy equilibrada en la que caballos estrellas alternarán con verdaderas figuras de cada uno de los tercios.

De salida utilizaré a Villa y Disparate; el primero de pelaje tordo es elegante y fuerte, el otro un castaño poderoso y veloz.

Para la hora de prender banderillas cuento con Chenel, máxima figura del segundo tercio, un caballo castaño de gran flexibilidad y valor que galopa de costado con gran torería. Montaré además al valiente Dalí de capa alazana, al tordo Manolete, a Van Gogh y a Viriato.

Para el último tercio conduciré a Pirata otra cabalgadura cumbre, un tordo rodado de sangre azteca que cuenta con la velocidad del cuarto de milla y la firmeza para aguantar las embestidas. Mi idea es llevar a los mejores.

¿Cuál es su opinión sobre las críticas que sufre la fiesta de los toros?

Para terminar charla el jinete reflexiona sobre la etapa de vulnerabilidad que atraviesa el espectáculo taurino, afirmando que "la fiesta de los toros está viviendo una situación delicada por los continuos ataques que estamos sufriendo, que son de carácter político, momento sensible agravado por la crisis mundial. Lo que tenemos que hacer los taurinos es unirnos, para exigir respeto y para trabajar con la idea de que la fiesta llegue a todos. La afición de Quito ha demostrado la forma en que hay que defender los ideales y no rendirse ante las imposiciones".

Pablo Hermoso de Mendoza tomó la alternativa en la plaza de la localidad española de Tafalla, el 18 de agosto de 1989 de manos de Manuel Vidrié junto a Curro Bedoya y Antonio Correas; desde esa fecha el rejoneador ha cumplido más de 1600 festejos toreados en ruedos europeos y americanos, en los que logró edificar su imagen de torero de leyenda.

Entrevista

Por: Santiago Aguilar